Pages

Fecha

miércoles, 11 de enero de 2017

Salto de Padilla (Sierra Morena)


Panorámica Dehesa Los Calderones

Salto de Padilla es un conjunto de manantiales naturales. Canalizados desde hace unas décadas, abastecían a la localidad de La Carolina. Hoy día se puede recoger dicha agua en algunas fuentes públicas diseminadas por dicha localidad.
Para llegar a tan encantador lugar, se accede desde Miranda del Rey por el camino a Navamartina, pudiendo dejar el vehículo en la barrera del parque. Andando 1'5 kilómetros llegaremos a este lugar.
El Salto de Padilla se encuentra enclavado dentro del Parque Natural de Despeñaperros y éste a su vez dentro del término municipal de Santa Elena.
Bajo la falda Sur del pico Estrella, (que con sus 1.298 metros, es la máxima altitud de la Sierra Morena andaluza) tiene lugar el nacimiento de estos manantiales de  agua, a una altitud de 790 metros aproximadamente.
El manantial se encuentra en el arroyo del Batán, que unos cientos de metros más abajo se une con el arroyo de Doña Dama formando el río Renegadero.
Salpicado de un bosquete de rivera formado por alisos (Alnus glutinosa) y de numerosos pies de almez (Celtis australis), es arropado por un tupido bosque mediterráneo, donde predomina el madroño (Arbutus unedo).
Una serie de casetas recogen el agua y lo transportan hasta La Carolina canalizadas previamente. En estas zonas húmedas y frescas se pueden encontrar numerosos helechos como el de la foto (Polypodium vulgare), culantrillo, etc..
Juan J. Cañizares Lloreda -un maestro de La Carolina- recogía en su Geografía-Histórica de la provincia de Jaén y del partido de La Carolina de 1906 los siguiente:
"Merecen especial mención las aguas del Salto de Padilla, de las cuales se surte La Carolina y que son dignas de clasificarse entre las primeras de España."
En estos remotos lugares mora una gran diversidad de animales; mamíferos -carnívoros y hervíboros-, reptiles y aves. Entre estas últimas, la reina de los cielos de Sierra Morena, el águila real (Aquila chrysaetos).
Como siempre, rogar el mayor de los respetos a nuestra flora y fauna.  Cuidar el entorno es deber de todos. Disfrutar en nuestras salidas es compatible con la conservación del medioambiente.
¡Saludos!

martes, 10 de enero de 2017

La Albarda


Ojo de Carrales

Sierra de Las Villas es la Cenicienta del parque natural al que pertenece, sin embargo este tratamiento es injusto, pues atesora méritos de sobra para tener un lugar preeminente en este tridente.
Para acceder a la ruta de hoy, Sendero de La Albarda, lo hacemos por la carretera Transversal de Las Villas desde el Charco del Aceite en el río Guadalquivir.
Cinco kilómetros desde el Charco del Aceite nos bastan para llegar al inicio del sendero. Mirando al frente, la Piedra del Enjambre a 1.300 metros de altitud nos da la bienvenida.
Piedra del Enjambre y La Albarda

Volviendo la vista atrás, se nos presenta el primer espectáculo del día, el valle del Guadalquivir cubierto de las sempiternas brumas invernales, al otro lado, las Cumbres de Beas con la Risca del Guijarrón como buque insignia dentro ya de las Sierra de Segura.
Hemos ascendido lo suficiente como para dejar las brumas y las sombras heladoras de primera hora. La Sierra de Segura se muestra con todo su esplendor. El Yelmo impondrá su figura durante toda la jornada, a sus pies, Hornos de Segura.
Sierra de Segura, separada de Las Villas por el valle del Guadalquivir

En la Piedra del Enjambre tomamos un respiro después de ascender algo más de 400 metros. La Lancha del Tosero la tenemos a nuestro mismo nivel mirando hacia el SO, detrás de ésta, la Sierra de Las Lagunillas.
Caminamos rumbo a la Choza de La Albarda que se nos presenta a tiro de piedra, la Risca del Guijarrón no deja de sorprenderme con su escarpada figura.
Encontramos la fuente de La Albarda, un dornajo de madera donde fluye un cristalino caño de gélida agua.
Alcaraz (sierra), se nos muestra lejana y cercana a la vez gracias al zoom. Siguiendo el carril nos desviamos a la derecha para ascender al segundo objetivo del día que no es otro que la Piedra del Agujero.
Panorámica desde Piedra del Agujero

Bajo la Piedra del Agujero, se encuentra una de las perlas de esta ruta, el Ojo de Carrales, de ahí lo de "agujero".
Una panorámica de los grandes cerros de la Sierra de Las Villas, el Caballo Torraso y Blanquillo, mas lejano. Picos ya ascendidos en paseos precedentes.
Para acceder al Ojo de Carrales, pasaremos bajo los pinos junto al cortijo en ruinas que se muestra en la foto inferior.
Panorámica desde Piedra del Agujero
Una especie de faja o cornisa por la cara norte de la Piedra del Agujero que nos acercará a este simbólico agujero formado de forma natural en la roca.
Ojo de Carrales es una visita obligada si se anda por esta área de la Sierra de Las Villas, multitud de veces fotografiado  por todo el que se acerca por aquí, como es nuestro caso.
Ojo de Carrales

Nosotros no íbamos a ser menos. Aprovecho para hacer unas fotos de las maravillosas vistas, el Cerro de Santa María y la Casa del Raso de la Escalera o la lejana Sierra Mágina.
El otro gran símbolo de esta ruta es por supuesto la Iglesia del Agua de los Perros, una cúpula de roca que en su parte superior tienen un agujero (sumidero) por donde drena sus aguas un pequeño arroyo.
Espectacular  es el adjetivo más suave que podemos aplicar a esta capilla rocosa formada por la naturaleza.
Panorámica Iglesia del Agua de Los Perros
Desde diferentes puntos la fotografiamos, es un espectáculo, sus dimensiones asombran.
Caminamos bajo el cerro del Arzobispo, tenemos delante el Caballo Torraso aunque hoy no toca ascenderlo.
Cruzamos una especie de nava una vez cruzado el arroyo Martín y nos dirigimos al carril en busca del cortijo del Tosero.
Espectaculares vistas de la Lancha del Tosero y de Las Lagunillas devastadas por el fuego ocurrido hace ya unos años.
La Albarda desde el cerro del Arzobispo

Llegamos al Cortijo del Tosero y unos metros mas adelante dejamos el carril y nos adentramos por La Lancha del Tosero, un tramo pedregoso -rocoso mas bien- que es el tramo mas complicado de toda la ruta.
Segura de la Sierra aparece majestuosa, dominada por su castillo. Después de recorrer unos 500 engorrosos metros por esta especie de torcal, cogemos una senda definida que nos conducirá hasta un camino de herradura.
Después de caminar por la cara Este de la Lancha del Tosero, cambiamos de vertiente. En este punto el camino toma una fuerte pendiente hasta el final -o inicio- de la etapa de hoy.
"Segura de la Sierra aparece majestuosa,
dominada por su castillo."

Nota:Hacerme saber a través de correo electrónico o mediante comentario, la existencia de cualquier error en la toponimia, gracias.


C R O Q U I S



P E R F I L


Track GPS



Powered by Wikiloc